Tarjetas de crédito para pensionistas

Compara y elige rápidamente las mejores tarjetas de crédito para pensionistas de 2021. Encuentra ahora la tarjeta que necesitas.

Compara las mejores tarjetas de crédito para pensionistas

Recomendación

Manu Gimeno - Experto Financiero

03/08/2021


Tarjeta Mastercard YOU Advanzia Bank

Puntuación Pentacredit:

5.0 / 5.0 - ¡Excelente!
Solicitar
  • ¡Solicitado 2560 veces!
  • ¡Solicita en 2 minutos!
  • Límite de crédito

    A consultar

    Condición

    Sin cambiar de banco

    TAE

    21,84%*
    • Tarjeta de crédito revolving.
    • Sin comisiones para siempre y SIN CAMBIAR DE BANCO.
    • Aplaza el pago sin intereses durante 7 semanas.
    • Sin comisiones por sacar dinero en todo el mundo.
    • Solicitud online y sin papeleos.

    *Ejemplo: TIN 19,92% (TAE 21,84%). Importe 1.500€, plazo 4 años, 47 cuotas de 45,58€ y una última cuota de 45,70€. Importe total adeudado 2.187,96 € cumpliendo condiciones.

    Admite ASNEF / Experian

    Comparar


    Tarjeta Mastercard Wizink Me

    Puntuación Pentacredit:

    4.0 / 5.0 - ¡Muy buena!
    Solicitar
  • ¡Solicitado 1356 veces!
  • ¡Solicita en 5 minutos!
  • Límite de crédito

    6.000€

    Condición

    Sin cambiar de banco

    TAE

    21,94%
    • REQUISITOS MÍNIMOS: tener contrato de trabajo e ingresos mínimos de 10.000€ al año.
    • SIN CAMBIAR DE BANCO. Emisión y mantenimiento gratuitos.
    • ¡Llévate 60€ en Amazon si usas la tarjeta en el primer mes!
    • Devolución del 3% de tus compras hasta un máximo de 72€ al año.
    • Aplaza tus compras, de 80€ hasta 1.000€, hasta 3 meses.

    No admite ASNEF / Experian

    Comparar


    Tarjeta Mastercard Classic Liberbank

    Puntuación Pentacredit:

    4.0 / 5.0 - ¡Muy buena!
    Solicitar
  • ¡Solicitado 1112 veces!
  • ¡Solicita en 5 minutos!
  • Cuenta

    Sin Comisiones

    Cuota emisión

    *GRATUITA

    TAE

    26,36%
    • Puedes beneficiarte de los privilegios Euro6000 en marcas como Avis, Hertz, Hoteles HUSA, etc.
    • TAE 0% en los primeros 3 meses con pago aplazado.
    • *Emisión gratuita si es la primera tarjeta de crédito solicitada por el titular.
    • Requiere abrir la Cuenta Online SIN.

    No admite ASNEF / Experian

    Comparar


    Cuando hablamos de tarjetas de crédito para pensionistas, simplemente estamos señalando la posibilidad de que una persona jubilada o que haya recibido una pensión pueda solicitar una tarjeta de crédito. Como tal, no existen tarjetas de crédito especiales para pensionistas pero, si lo eres, vas a poder solicitar cualquier tarjeta de crédito.

    En ocasiones, las personas jubiladas o con pensión tienen dudas al respecto de si podrán ser capaces de contratar un producto como las tarjetas de crédito. En el siguiente texto vamos a quitarte los miedos ante esto y vamos a dejarte claro bajo qué circunstancias vas a poder conseguir la tarjeta que deseadas.

    La respuesta es clara: sí. Si eres pensionista vas a poder conseguir una tarjeta de crédito. Sin embargo, en muchas ocasiones tus ingresos, tu salud financiera y tu edad serán fundamentales a la hora de superar o no el filtro de la entidad financiera en cuestión. Algo que, por otro lado, le ocurre a cualquier persona que solicite este producto de crédito o similar, sea o no pensionista.

    En el momento hagas la solicitud, el banco llevará a cabo un estudio pormenorizado de tu salud financiera y tu capacidad de endeudamiento, siendo esta situación clave a la hora de que te concedan la tarjeta de crédito. Estando jubilado, es posible que ya hayas pagado la hipoteca o el coche y no tengas cuentas pendientes, algo favorable de cara a la concesión.

    Si cumples con las exigencias mínimas establecidas por la entidad, recibirás tu tarjeta de crédito en pocos días.

    La respuesta a esta pregunta no es concreta, pues depende de cada entidad financiera. En principio, cuanta más edad tengas, menos posibilidades habrá de que te concedan la tarjeta. Hay bancos que ponen el límite de edad en los 65 años, pero otros es posible que alarguen esta barrera hasta los 75 años.

    En cualquier caso, si tu situación es la de pensionista jubilado y estás en un rango de edad óptimo, no tendrás demasiados problemas para conseguir la tarjeta siempre que tu pensión no sea excesivamente baja. En todo caso, es probable que la entidad financiera te pida alguna garantía, como un seguro de vida capaz de cubrir un posible impago generado por fallecimiento.

    Con los ingresos pasa lo mismo que con la edad: no hay una respuesta clara y uniforme para todos los casos. Hay entidades financieras que pondrán el listón en los 10.000 euros de ingresos anuales, mientras otras pueden elevarlo a los 18.000 euros o incluso los 24.000. En ese caso, dependiendo de la cuantía de tu pensión, podrás acceder a una tarjeta de crédito.

    Generalmente, una pensión supone un ingreso anual inferior al de una nómina, pero también hay una contrapartida positiva para ti, pues el Estado garantiza que la prestación la recibas cada mes, sin esa incertidumbre que en ocasiones rodea a trabajadores y trabajadoras que tienen el riesgo de perder su empleo y, en consecuencia, sus ingresos en cualquier momento.

    • Propósito: El objetivo de esta página es resolver la cuestión recurrente de si es posible que un pensionista pueda adquirir una tarjeta de crédito. Al mismo tiempo, se le recomiendan al lector tarjetas de crédito que cumplen con las exigencias de calidad del equipo de Pentacredit.

    • Metodología: Los expertos en finanzas de Pentacredit han redactado esta página en base a su experiencia acerca de las solicitudes de tarjetas bancarias realizadas por pensionistas y su aceptación conocida. La recomendación de las tarjetas de crédito aquí expuestas se lleva a cabo teniendo en cuenta las características anunciadas por cada banco y repasando de manera concienzuda los contratos que ofrecen a los usuarios, reduciendo al máximo el riesgo de encontrar comisiones ocultas que pudieran perjudicar al lector.

    • Acerca de Pentacredit: Pentacredit ofrece todo este trabajo informativo y de recomendación de forma gratuita al lector, siendo sus ingresos los resultantes de la publicidad online y de las remuneraciones que obtiene la página por la contratación de algunos de los productos financieros que aquí pueden verse. Esto no compromete la veracidad de la información aquí expuesta, ni tampoco las opiniones vertidas sobre cada producto financiero.